Pequeñas cosas

Juan Bautista es un colombiano que quiso el azar cruzarlo en mi vida un día. Él y su esposa se declaran amantes de Cuba y los cubanos.
Ellos reconocen las limitaciones, las carencias económicas que afronta el país, pero distinguen, por encima de todo, la calidad humana y la dignidad de una nación que educa a sus hijos en la responsabilidad y el amor.
Juan B., como le conocen en su Colombia natal, es jubilado de abogacía y en una fecha temprana quedó discapacitado de por vida, tras un accidente automovilístico.
Con más de setenta años, Juan Bautista todavía sueña y lo hace en grande: cree en el amor, en la solidaridad, en las pequeñas cosas que hacen Únicos a los seres humanos; sabe que el mundo necesita de la unidad entre hermanos; unidad que necesita ser despojada de dobles raceros, de ansias de poder y todas las miserias humanas.
Juan B. está convencido de que un país es Superior en tanto cultiva la inteligencia, la bondad y el respeto en sus hijos.
Por estos días Juan Bautista y su incondicional compañera Elvira, visitan a Cuba por enésima vez, y no quieren partir sin hacernos saber que, para ellos, “Varadero es el pueblo más humano de Cuba”.
Sorprendida por la afirmación, me apuro en preguntar el por qué y la respuesta es sencilla: “Sólo en Varadero hemos vivido la experiencia de que sus calles cuidan a los discapacitados como yo; sólo en Varadero descubrimos, con alegría, que se pensó en serio en facilitar el traslado de limitados físico-motores y, en cada esquina de su avenida principal, están presentes las ranflas para que transitemos sin temor. No hay duda de que en Varadero, además de turismo y distracción, hay un concepto de vida, que incluye a todos”.
Confieso! Me sentí feliz y agradecida porque esas son de las pequeñas cosas que hacen grande a Cuba y, nosotros los cubanos, no le damos el valor que tiene, tal vez, porque son cotidianas.

Publicado en Crónicas, Cuentos | Etiquetado , , | Deja un comentario

No soy y soy

No soy la mujer con la que se sueña
Soy la mujer con la que se vive.
No entiendo de etiquetas,
Sólo aquellas con las que digo lo que pienso.
No soy la mujer de anuncios
Soy la mujer del café con los amigos.
No entiendo de sutilezas
ni a quien sonríe para agradar a todos.
No soy la mujer del labial.
las lágrimas se ocuparon,
de alejarlo de mis accesorios.
Soy la que estalla en carcajadas,
Sin importarle el qué dirán.
La que hoy viste sus mejores atuendos
Y mañana se sienta en el suelo
A descansar.
Soy la que encuentra en lo inverosímil
La razón de seguir la lucha
Y abre sus brazos a lo supuestamente irracional.
Soy la que descubre los años
Y vé el encanto natural de haber vivido.
La que no teme a la vida y tampoco a la muerte,
Sé que nadie parte la víspera.
Soy…como soy!
Rebelde y apasionada,
Irreverente y centrada,
Guerrera y sosegada
Todo, absolutamente todo,
Tiene que ver con el instante
Y la esperanza.

Publicado en Cuentos | Etiquetado , , , | Deja un comentario

Planificación pública.

Son las doce del día y la humedad hace sentir mucho más calor del real. Por las ventanas de ese rumiante de seis ruedas la brisa parece cortar el rostro de los ocupantes forzados de la bestia.
Una señora se persigna, al pasar por el frente del cementerio, donde comenta tiene enterrado a su esposo y a un hijo que murió hace dos años. Una lágrima se asoma a su ojo izquierdo, que es el que está por mi lado. Sé lo que siente, sé su dolor. Nunca miro para ese lugar. Los recuerdos no son buenos para mí.
Tres jóvenes discuten un proyecto, que según escucho será ventajoso. Todos en el camión les prestamos atención. No me cabe la menor duda de que quieren que los escuchemos. Nos miramos, los unos a los otros y no nos queda otra que reírnos. Seguir leyendo

Publicado en Cuentos | Etiquetado , , , | Deja un comentario

Fidel, de lamano de Changó y Oggún

Periodista esto sí es duro. Ese fue el saludo de Luis Bernardo, un hombre que hace años abraza al ron como a su familiar más cercano. Toma, según dice porque le gusta desde muy joven y porque así sobrelleva la vida, en sus altas y bajas. Luis sabe que es dañino y que “el ron acaba con todo” pero no hace nada por separarse de él, creo que no puede.
Sus manos temblorosas descubren al adicto que no bebe desde hace días.
-Mi amiga, aunque quisiera no puedo tomarme un trago, ni aunque estuviera “a patá”, esto del Comandante yo no me lo esperaba !qué clase Hombre! Seguir leyendo

Publicado en Crónicas | Etiquetado , , , | 1 Comentario

Evocación

Una negra vieja invoca a sus orishas y sus hermanos de religión la siguen y piden juntos, paz para el espíritu.
La prostituta, rescatada en enero del 59, derrama lágrimas en silencio y da las gracias por su salvación.
El portuario, ya anciano, arrastra sus pies cansados pero no quiso dejar de saludarlo.
La guajira a cuya familia le quemaron tres veces su casa, ora y recuerda al joven barbudo, vestido de verde olivo que rindió tributo a su vecino, José Antonio y la miró desde la acera, enfrente de la casa, donde fue criada hasta ese día.
Están los que quedan. Tristes, muy tristes. Ellos sienten que han perdido algo inmenso y, aunque reconocen sus ideas como perdurables y su ejemplo multiplicador, sienten cercana también su partida.
El músico entona, con discreción, una estrofa que otrora dedicó al Ché y, ahora se la regala: “qué tengo yo que hablarte, Comandante?”
Los jóvenes, activos, inquietos en su natural, demuestran su pesar. Desde que nacieron, sus padres los enseñaron a quererlo, escuchan su nombre y las anécdotas. Ellos también sienten tremendo dolor.
Cámaras, teléfonos, Tablet cliquean e inmortalizan momentos. Todos sabemos que asistimos a una jornada única.
Capto cada detalle, cualquier gesto me parece auténtico. Lentes empañados por el llanto; un sol que quema con la misma luz con que calienta; abanicos que sacuden el aire que a ratos falta; sombrillas multicolores que por minutos crecen en cantidad…
Una señora en su sillón cuenta a sus nietos el Día de la Victoria y les pide no olvidar cuando ella no esté.
Yo, alerta, todo me parece auténtico. Quisiera que fuera una pesadilla, de esas que a veces dan.
El silencio se apodera del tiempo. Es respeto y admiración; es apoyo y reafirmación.
El cielo nublado de hacía unos instantes dio paso al Sol. Se hizo la luz para que los hijos saluden.
Pienso en un intercambio con Martí. Los veo juntos. El recién llegado a la Eternidad pasa por encima el brazo a su Maestro, hablan entre ellos. No están solos, prefieren platicar bajo. Finalmente el alumno dice al sabio: “Te lo prometí Martí, y lo cumplí”. Se funden en un abrazo.
Desde el sitio que ocupo, junto a mis colegas, una corriente de aire cruza y entonces sonrío. Es cierto, muy cierto, que “la muerte no es verdad, cuando se ha cumplido bien la obra de la vida”.
Gracias, muchas gracias, por todo y por todos.
Hasta Siempre ¡!!15230790_626483524221425_1091373275222969101_n

Publicado en Crónicas | Etiquetado , , , | Deja un comentario

Iré a verte…estaré contigo…

Desde temprano, este 28 de noviembre, muchos cubanos y cubanas junto a amigos de todas las latitudes, estarán en la Plaza de la Revolución José Martí, para darte un último adiós, antes de tu partida a la eternidad. Yo no estaré allí pero igual te esperaré en la ciudad de Cárdenas, donde nació José Antonio Echeverría, el joven universitario que, como tú, abrazó la causa libertaria y lo apostó todo, incluyendo su vida.
Cuba entera te rendirá el homenaje que mereces y, la gran mayoría, seguirá tu pensamiento, ahora convencida de que, como hombre preclaro, vives en el corazón de millones en el mundo.
Te esperaré, con una flor. No sé si alcance alguna de las que venden o, sencillamente, la corte de mí jardín, a fin de cuentas fue sembrada por mis manos y se me antoja más sincera.
Pretendo llegar antes, para recoger testimonios, para observar esos rostros que desde la fatal noticia, cambiaron su alegría por un silencio inusitado, reflejo de la sorpresa y el dolor. Pretendo hablarte, aunque no mueva un musculo de mi rostro, aunque nadie me escuche, aunque sólo tú sepas Fidel de qué se trata.
Cuando esté contigo, te daré nuevamente las gracias, por dignificar a la Isla y su gente, entre las que me incluyo; te diré lo que siempre he pensado, si no hiciste más es porque no te lo permitieron, mucha luz para ser aceptada por quienes no consienten tanta inteligencia, tanta valentía.
Cuando esté contigo, creo que no lloraré, estaré firme, segura de que el momento no es para titubear sino para seguir adelante y defender la obra de todos; te daré el adiós, más bien el hasta siempre Comandante y te desearé que vayas calmado. Otra vez venciste y aunque nos duele mucho, te fuiste cual soldado, seguro, consecuente con tus ideas, sin claudicar, fiel a ti mismo, aunque algunos digan lo contrario.
Sabes, hasta la existencia de esos algunos es buena, recuerda lo que dijo el Maestro: “triste cosa es no tener amigos pero más triste es no tener enemigos…”
Cuando esté contigo, este miércoles 30 de noviembre, sólo veré tu foto pero te sentiré, más cerca que nunca, y en mi mirada verás la satisfacción de quien te agradece y te dirá ¡Hasta Siempre Comandante!

Publicado en Crónicas | Deja un comentario

A Fidel

Te has ido Fidel, sin previo aviso. Te has ido y nosotros, tus hijos, nos hemos quedado, momentáneamente, aturdidos.
Cierto es que ya tenías 90 y la salud te había castigado en los últimos tiempos, pero jamás, al menos a mí, me hubiera pasado por la mente, que este 25 de noviembre, serías noticia mundial por tu deceso.15230790_626483524221425_1091373275222969101_n Seguir leyendo

Publicado en Crónicas | Etiquetado , , , , , | Deja un comentario

Intercambio de mensajes

Mi hijo: Si o no?
Yo: Sí, papi.
Mi hijo: Coñoooooo de piiiii
Yo:Así mismo mijito
Mi hijo: Y, ahora qué?
Yo: Nada, papi, a seguir pa lante, a honrarlo.

Publicado en Crónicas | Etiquetado , , | Deja un comentario

Diversas formas de decir…a la cubana

El cubano es un ser muy ocurrente a la hora de expresarse. Como mismo es dueño de una vasta cultura, manifiesta en las artes, desde la elemental cocina hasta la pintura, la danza o la escritura, por sólo mencionar algunas, igual es de gracioso cuando quiere sustentar lo que dice. Para ello recurre a frases que ineludiblemente hacen reír.
No es sorpresa para nadie, sobre todo en los últimos tiempos, la cantidad de expresiones que se usan, de forma natural y que no pocas veces, al menos yo, me quedo en el limbo. Seguir leyendo

Publicado en Comentarios | Etiquetado , , , , | Deja un comentario

No le temo…no me importa…

No le temo a la noche sin estrellas,
Ella es bella, aunque muera al despertar.
No le temo al sonido clandestino,
Porque invita a descubrir dónde está.
No le temo al llanto sin sentido,
Ni al susto al comenzar,
Ni a la sombra, ni al misterio, ni al olvido
Porque siempre supe la verdad.
No me importa lo que digan,
Da lo mismo.
Si el sentido se atiborra al claudicar,
No me importa si al saltar todo se quiebra,
Porque vivo, con sosiego y mucha paz.
No me importa el absurdo comedido
Ni la furia al escapar,
Ni el grito, ni el llanto, ni el descuido
Porque siempre supe la realidad.
Nada temo, nada importa,
Si tú y yo siempre supimos
Que ese amor, sin por qué y sin destino
Nunca, nunca, llegaría a algún lugar.
Doy las gracias, una y mil veces,
Siempre y cuando no aparezcas más.

Publicado en poemas y pensamientos | 2 comentarios